• Twitter
  • Facebook
Laura Carolina Cortés Vesga - Distinción a la Responsabilidad Social 2011-2
Jueves, 13 de octubre de 2011 17:24

Laura Cortés recibió la Distinción a la Responsabilidad Social debido a su profundo interés por mejorar la imagen del país mediante Colombia Quetzal.

Carrera: Administración de empresas.
Proyecto de grado: Proyecto de investigación en Mercadeo sobre productos y servicios de lujo con el profesor Gabriel Pérez.
Promedio en su pregrado: 3,9
Se graduó de bachiller en: Colegio Marymount.

Uno debe convertirse en generador de oportunidades

¿Cómo nació su proyecto de responsabilidad social?

Todo empezó en mi colegio, donde fui merecedora de la beca Ruta Quetzal del BBVA. Dicha beca reúne a 450 jóvenes de 45 países en torno de un medio tanto académico como de aventura, allí reconocí la importancia de las relaciones internacionales para generar desarrollo en un país como el nuestro. En otras palabras, uno debe convertirse en embajador. Este encuentro se realiza cada dos años, es una reunión a la que acuden todos los que han participado en dicha ruta y donde las asociaciones de cada país exponen los avances y proyectos de desarrollo que han implementado en sus respectivas naciones. Fue entonces cuando noté que en Colombia no existía ninguna asociación relacionada con la beca, así que empecé a construirla contactándome con las personas que habían sido beneficiarias. Ese fue el nacimiento de la Fundación Colombia Quetzal.

¿Cuál es el propósito la Fundación?

Generar proyectos en los que se incentive la participación coordinada de sus miembros como embajadores activos del país usando los contactos creados en torno de la Ruta Quetzal. Trabajamos por promover los valores “ruteros” teniendo en cuenta la promoción de la imagen del país.

¿Cómo obtuvo la beca?

Hice un cuadro de la muerte de la reina Isabel La Católica junto a un ensayo sobre su significado. Cada año el BBVA propone distintos temas sobre los que se debe hacer un trabajo artístico y los mejores obtienen el reconocimiento.

Si su interés por el arte le brindó esta oportunidad, ¿por qué estudiar administración?

Mis padres son contadores, así que ellos me animaron a estudiar esta carrera porque consideraron que yo debería estudiar algo más relacionado con el sector empresarial. Aunque al principio no me llamaba mucho la atención, mi papá me propuso ver Introducción a la Administración con el profesor Roberto Gutiérrez, quien trabaja los temas de responsabilidad social y sostenimiento, cosa que me encantó, ya que eso es a lo que me quiero dedicar. Creo que si se tienen oportunidades, uno debe convertirse en un generador de ellas para las personas que no son tan afortunadas.

También estudia biología, ¿por qué?

Soy una enamorada del sostenimiento ambiental.

¿Cómo relaciona la administración y la biología con Colombia Quetzal?

Mediante el diseño y ejecución de distintos proyectos que buscan no solo promover la buena imagen del país, sino también generar conciencia ambiental entre la gente con la que trabajamos.

¿Qué proyecto tienen actualmente en funcionamiento?

Traeremos a 200 extranjeros para mostrarles Colombia de tal forma que se enamoren de ella. Y así poder convertirlos también en embajadores del país en cada uno de sus lugares de origen.

Este proyecto tiene tres ejes de trabajo: social, histórico-cultural y ambiental, en los que se integrará a los visitantes con la comunidad, con la idea de mostrarles las cosas que se están haciendo por ella, las que se pueden mejorar y las que necesitan acción inmediata.

En el ámbito social trabajaremos con el Hospital del Niño en Cartagena. Para el cultural recibiremos el apoyo del Ministerio de Cultura y del Museo del Oro, entidades que brindarán charlas de historia del país con la idea de que los visitantes logren entender nuestro pasado porque si no saben de dónde venimos, no podrán entender la razón por la que el país es así. Y, finalmente, en el tema ambiental estamos trabajando con Parques Naturas para tener la posibilidad de ofrecerles un informe de sostenibilidad que les pueda ayudar a mejorar sus políticas ambientales.

Todo esto busca contribuir al desarrollo de la sociedad colombiana, ya que quienes participarán son expertos en las áreas temáticas del proyecto. Por ejemplo, Marcelo Leonardi, quien liderará el informe para Parques Nacionales, maneja el tema de sostenimiento ambiental en la Patagonia. También viene un secretario de la Mercosur de Uruguay junto a otras personas destacadas que pueden ver lo que ofrece nuestro país, detectar oportunidades de negocio y de mejoría social.

Puntualmente, ¿cómo se desarrollará cada eje del proyecto?

En el ámbito social se trabajará, como ya mencioné, con el Hospital del Niño en Cartagena. A esta entidad se le brindarán diversas donaciones en especie, tales como implementos médicos, regalos para los niños y acompañamiento. Esto se llevará a cabo el 6 de enero, Día de los reyes. Así mismo se dictarán charlas, una de ellas con Mejorías Públicas de Cartagena, quienes mantienen una conexión con una población cercana a uno de sus centros que trabaja constantemente en mejorar y apoyarse a sí misma en el turismo.

En cuanto al eje histórico-cultural, el Museo del Oro dará unas conferencias sobre nuestra historia precolombina, mientras que el resto de información se dará mediante charlas dictadas en cada uno de los lugares a los que planeamos ir. Lugares emblemáticos, históricamente hablando, de las diferentes regiones del país.

En el tema ambiental visitaremos los parques nacionales Tayrona y Flamencos, y, aún sin confirmar, esperamos poder ir al Cerrejón para que nos dicten una charla sobre sostenibilidad ambiental.

¿Qué otros proyectos manejan?

Como la Ruta Quetzal se lleva a cabo cada año, nosotros preparamos a quienes se van a ir de tal forma que puedan responder cualquier cosa que les pregunten sobre el país y así sepan ser buenos embajadores. También somos voluntarios en otras fundaciones mientras procuramos trabajar con distintas comunidades.

¿Quién patrocina la Fundación?

Ese ha sido el reto más grande. Aunque hemos recibido mucho apoyo en especie por parte de las instituciones públicas, los entes privados aún no se han animado a participar. Razón por la cual cada uno de los participantes hace un aporte económico para que todo se lleve a cabo.

¿De qué manera la Universidad de los Andes influyó en sus acciones?

Todo ha sido una construcción conjunta desde mi familia, mi colegio y el pensamiento de la Universidad de no solo hacer lo necesario o lo mínimo, sino de procurar brindar las mejores y mayor cantidad de oportunidades posibles. Especialmente las enseñanzas de responsabilidad social en Administración.

¿Tiene planes para el futuro?

Me gustaría seguir vinculada con la Fundación y con el trabajo social. También quiero tener una empresa que se dedique a la responsabilidad social y a los proyectos ambientales. Pero de forma inmediata quiero terminar mi formación como bióloga.

Volver al listado de distinciones

E-mail Imprimir PDF
  • Twitter
  • Facebook